Acceso para profesionales y clientes. Ver más

El seguro agrario cubre el riesgo de incendio en todas las líneas agrícolas y ganaderas
30 abril 2023

El mes de marzo de 2023 finalizó en la Comunitat Valenciana con un devastador incendio que asoló la comarca del Alto Mijares de Castellón, quemando casi 5.000 Has de monte de alto valor ecológico, y afectando también a plantaciones dispersas de olivo y de almendro sobretodo, y a pequeñas explotaciones ganaderas.

Así, conviene saber que en el seguro agrario de estos cultivos y del resto de líneas agrícolas y ganaderas, y en cualquier módulo que se elija, está cubierto el riesgo de incendio, definido como fuego con llama que por combustión o abrasamiento ocasione la pérdida de los bienes asegurados. Consiste, por tanto, en una garantía básica por daños a la plantación y a la producción, dentro del paquete de los riesgos excepcionales.

Sin embargo, a pesar de existir la cobertura por el incendio de Villanueva de Viver, Agroseguro apenas pagará indemnizaciones debido a la baja implantación de los seguros del almendro y del olivar, problema que es generalizado en todas las CC.AA. productoras. Las cifras muestran un nivel de implantación del 4,6% en el almendro y del 4% en el olivar en la Comunitat Valenciana, muy por debajo de lo que sería deseable.

Por eso, desde ENGRUPO y desde las cooperativas agrarias animamos a informarse bien a todos los titulares de explotaciones de olivar, de frutos secos y de viña sobre los seguros de estos cultivos (líneas 314, 310 y 312). Nos encontramos en pleno periodo de suscripción de los módulos P que son los módulos más económicos, que además no tienen los rendimientos limitados y aunque no cubren todos los riesgos, sí garantizan el pedrisco y los riesgos excepcionales, incluido el incendio.

Además, en el caso de que se habiliten ayudas extraordinarias, lo habitual es que sean para reposición de los cultivos afectados y no para pérdidas de la producción y de la plantación provocadas por el incendio, porque están ya cubiertas por el sistema de seguros agrarios.

De un tiempo a esta parte los contrastes y los datos récord en cuanto al clima están siendo la norma habitual. Curiosamente la Comunitat Valenciana ha pasado del mes de marzo más lluvioso en 70 años (2022) al más seco (2023). Pero ante una realidad de sequía generalizada en nuestro territorio y en casi toda la península, con riesgo extremo de incendio, conviene más que nunca asegurar las explotaciones agrarias, incluso con el módulo más básico, el P. Sólo así en caso de siniestro cubierto se puede contar con algo de liquidez para continuar con la actividad.

Compartir