Acceso para profesionales y clientes. Ver más

Cambio en la tendencia al equilibrio del seguro del caqui
31 diciembre 2018

Tras una campaña de caqui mar­cada por dos episodios climáticos traumáticos (la helada en marzo y el pedrisco del 1 de julio), que han provocado una siniestralidad récord en este cultivo, con el 60% de la pro­ducción asegurada siniestrada, y con una indemnización prevista entre 32 y 34 millones de euros, es momento de conocer y contratar (hasta el 20 de febrero) el seguro de caqui para la próxima cosecha 2019.

Este seguro (línea 311) presenta in­teresantes novedades, entre las que destaca la posibilidad de contratar el riesgo de pedrisco con franquicia de daños del 10% (hasta ahora era absoluta del 10%), y se introduce el incremento de daños para siniestros fuertes de pedrisco y helada en fruto (cuando alcancen el 70% de daños).

Este último cambio, al incremen­tar las futuras indemnizaciones, lleva consigo la subida de la prima media un 3% y la opción de franquicia de daños un 9%. Además, por la helada en fruto de diciembre de 2017, la ma­yoría de asegurados afectados verán reducidas sus bonificaciones, por lo que con toda probabilidad el seguro va a resultar más caro que la campa­ña pasada.

Y ya veremos lo que ocurrirá para la cosecha 2020, pues esta línea hasta ahora estaba muy equilibrada (según ratio de indemnizaciones a primas), pero cuando se computen los inten­sos siniestros que mencionamos al principio del artículo probablemen­te este ratio cambiará y ello afectará a la prima a pagar.

Todas estas cuestiones se trata­ron en una jornada formativa orga­nizada por Engrupo y Cooperatives Agro-alimentàries de la Comunitat Valenciana el pasado 22 de noviem­bre. A la misma asistieron más de 50 personas, entre técnicos del seguro agrario, técnicos de campo y conse­jeros de las cooperativas. Como po­nentes participamos representantes de todos los “pilares del sistema”: ENESA, Agroseguro, Conselleria de Agricultura y ENGRUPO.

En la jornada también se explica­ron los seguros de frutales (línea 300) y del granado (línea 311). Entre el pú­blico asistente y Agroseguro se pro­dujo un debate, en algún momento muy intenso, por la rotundidad de Agroseguro al afirmar que las lluvias de mitad de noviembre no iban a provocar daños en el caqui, excepto en casos muy concretos de inunda­ción. Cuestión puesta en duda por los técnicos, pues el campo “no son matemáticas” y se producen infini­dad de situaciones.

Compartir